Impresiones de América

Oscar Wilde visitó América en el año 1882. El interés en la escuela estética, de la cual él era el reconocido maestro, habíase expandido previamente por los Estados Unidos. Algunos párrafos de Impresiones de América...

Me temo que no puedo imaginar a Estados Unidos como todo un Elysium, tal vez, desde el punto de vista ordinario, sé poco sobre el país. No puedo dar su latitud o longitud. No puedo calcular el valor de sus productos secos, y no tengo mayor conocimiento de su política. Estas son cuestiones que no te pueden interesar, y desde luego no son interesantes para mí.
Lo primero que me llamó la atención al llegar a Estados Unidos fue que si los estadounidenses no son las personas mejor vestidas en el mundo, son las más cómodamente vestidas. Los hombres se ven allí con el terrible sombrero de copa, pero hay muy pocos hombres sin sombrero. Los hombres usan el impactante frac, pero son pocos los que se ven sin abrigo...
La siguiente cosa particularmente notable es que todo el mundo parece apurado para tomar un tren. Este es un estado de cosas que no es favorable a la poesía o el romance. Si Romeo o Julieta hubieran estado en un constante estado de ansiedad acerca de trenes, o sus mentes hubieran sido agitadas por la cuestión del retorno de los billetes, Shakespeare podría no haber dado esas preciosas escenas del balcón que son tan llenas de poesía y patetismo.

Estados Unidos es el país más ruidoso que alguna vez existió. Uno es despertado por la mañana no por el canto del ruiseñor sino por el silbato de vapor...
Men Wearing Top Hats, 1857
Men Wearing Top Hats, 1857
Una característica notable de los americanos es la manera en que han aplicado la ciencia a la vida moderna.
Esto es evidente en el paseo más superficial a través de Nueva York. En Inglaterra, un inventor es considerado casi como un loco, y en demasiados casos la invención termina en decepción y pobreza. En América el inventor es honrado, la ayuda está próxima, y el ejercicio de ingenio, la aplicación de la ciencia a la obra del hombre, es el camino más corto a la riqueza...
Tal vez la parte más bella de América es el oeste. Para llegar al mismo, sin embargo, implica viajar en tren seis días, corriendo atado a una fea caldera de vapor. He encontrado, pero pobre consuelo para este viaje en el hecho de los chicos que infestan los coches y venden todo lo que uno puede comer, o no debe comer. Estaban vendiendo ediciones de mis poemas vilmente impresas en un tipo de papel secante gris, por el bajo precio de diez centavos. Llamé a estos chicos a un lado y les dije que a pesar de que los poetas quieren ser populares también tienen el deseo de ser pagados, y vender ediciones de mis poemas sin dar un beneficio es dar un golpe a la literatura que debe tener un efecto desastroso sobre los aspirantes poéticos. La respuesta invariable que dieron fue que ellos mismos sacaban un beneficio de la transacción y que era todo lo que importaba.
Es una superstición popular que en América al visitante se lo llama invariablemente como “Stranger”. Nunca fui tratado como “Stranger”. Cuando fui a Texas fui llamado “Captain” Cuando llegué al centro del país fui tratado como “Coronel”, y, al llegar a la frontera de México, como “General”…
Tal vez vale la pena tener en cuenta que lo que muchos llaman americanismos son muy viejas expresiones inglesas que han persistido en nuestras colonias, mientras que se han perdido en nuestro propio país. Mucha gente imagina que el término "I guess" que es tan común en Estados Unidos, es meramente una expresión americana, pero fue utilizado por John Locke en su trabajo en "The Understanding", al igual que ahora usamos "I think"…
San Francisco es una ciudad realmente hermosa. China Town, poblada por trabajadores chinos, es la ciudad más artística me he encontrado. Las personas, extraños, y melancólicos orientales, a quienes mucha gente llamaría común, y que sin duda son muy pobres, han determinado que no tendrán nada alrededor que no sea bello. En el restaurante chino, donde estos peones se reúnen para cenar en la noche, los encontré bebiendo té de tazas de porcelana tan delicadas como los pétalos de una rosa, mientras que en los llamativos hoteles se me suministró una taza de una pulgada y media de espesor. Cuando la cuenta fue presentada estaba hecha sobre papel de arroz, con tinta de India de forma tan fantástica como si un artista hubiera grabado pequeños pájaros en un abanico…
De Salt Lake City se viaja sobre las grandes llanuras de Colorado hasta las Montañas Rocosas, en la parte superior de los cuales está Leadville, la ciudad más rica del mundo. También tiene la reputación de ser la más áspera, y cada uno lleva un revólver. Me dijeron que si iba podría estar seguro de que yo o mi representante saldríamos lastimados. Escribí y les dije que nada de lo que podrían decirle a mi manager me intimidaría. Son mineros, hombres que trabajan en los metales, por lo que les di una conferencia sobre la ética del arte. Les leí pasajes de la autobiografía de Benvenuto Cellini y parecían encantados. Fui  reprendido por mis oyentes por no haberlo llevado conmigo. Les expliqué que había estado muerto durante algún tiempo, lo que provocó la investigación "¿Quién le disparó?" Después me llevaron a un salón de baile donde vi el único método racional de crítica de arte que he encontrado. Sobre el piano estaba impreso un aviso:
 POR FAVOR, NO TIRAR AL PIANISTA.
ESTÁ HACIENDO SU MEJOR ESFUERZO.
La mortalidad entre los pianistas en ese lugar era maravillosa. Entonces me invitaron a cenar, y después de haber aceptado, tuve que descender por una mina en un cubo en el que era imposible ser agraciado. Después de haber llegado al corazón de la montaña tuvimos la cena, siendo la entrada el whisky, el segundo el whisky y el tercero el whisky… (Traducción propia de Impresiones de América, de Oscar Wilde)

Para saber
Elysium: es un lugar paradisíaco, como se describe en La Odisea, de Homero.

Obras selectas de Oscar Wilde
 The Happy Prince and Other Stories (1888, fairy stories)
The Picture of Dorian Gray (first published in Lippincott's Monthly Magazine July 1890, in book form in 1891; novel)
The Soul of Man under Socialism (1891, political essay)
Lady Windermere's Fan (1892, play)
The Importance of Being Earnest (performed 1895, published 1898; play)

Sources
Impressions of America, in here you can read the entire piece. From Project Gutenberg
Oscar Wilde, to read his biography

También recomendado para leer: El alma del hombre