El último mes

Este es el último mes del año y, por lo menos, quiero reflexionar sobre lo que vivimos durante Diciembre en cuanto a la lectura de los clásicos. ¿Fue bueno lo que hicimos? ¿Podríamos haberlo hecho de otra forma? Finalmente para los que no leyeron estos libros, una recomendación: léanlos, porque son buenos de verdad.
Vimos algunos párrafos de

A Streetcar Named Desire, obra de teatro de Tennessee Williams, ganadora de un premio Pulitzer en 1948.
Blanche is looking for her sister Stella Dubois. When she sees the place where her sister lives and the man whom she has married Blanche is not satisfied…

Death of a Salesman, obra de teatro de Arthur Miller, considerada una de las mejores.
Willy Loman returns home exhausted after a cancelled business trip. Worried over Willy's state of mind and recent car accident, his wife Linda suggests that he ask his boss to allow him to work in his home city so he will not have to travel. Willy complains to Linda that their son, Biff, has yet to make good on his life. Despite Biff's promising showing as an athlete in high school, he flunked senior-year math and never went to college.

In Cold Blood, novela de Truman Capote sobre unos horribles asesinatos en Estados Unidos.
… "The sheriff arrived; it was nine thirty-five - I looked at my watch. Mr. Ewalt waved at him to follow our car, and we drove out to the Clutters'. I'd never been there before, only seen it from a distance. Of course, I knew the family. Kenyon was in my sophomore English class, and I'd directed Nancy in the 'Tom Sawyer' play. But they were such exceptional, humble kids you wouldn't have known they were rich or lived in such a big house - and the trees, the lawn, everything so tended and cared for. After we got there, and the sheriff had heard Mr. Ewalt's story, he radioed his office and told them to send reinforcements, and an ambulance. Said, 'There's been some kind of accident.'
mccutcheon, cartoon
John T. McCutcheon, 1905

Desayuno en el Tiffany, novela de Truman Capote al que vale la pena leer en ingles.
Siempre vuelvo a los lugares donde he vivido, las casas y sus vecindarios. Por ejemplo hay una casa de piedra en East Seventies donde, durante los primeros años de la guerra, tenía mi primer apartamento en Nueva York. Era de una habitación llena de muebles de ático, un sofá y gordas sillas tapizadas en ese inquietante terciopelo rojo que uno asocia con días calurosos en un tranvía.
Incluimos cuentos, obras de teatro y novelas, con sus respectivos enlaces para leerlos en Internet. Tratamos de brindar algunos recursos para los que aprenden ingles pero, por supuesto, siempre falta más. Las sugerencias de todos son bienvenidas y el hecho de saber que hay gente de India, Irlanda o Rusia que nos sigue es una especie de caricia para el ego. Algo estaremos haciendo bien.
Para el año que viene el mejor de los deseos para todos y que los sueños se hagan realidad. Brindo por un año bueno para todos, que haya menos hambre, violencia y locura y más amor y comprensión. Que 2016 traiga muchos libros hermosos para leer o desempolvemos aquellos viejos clásicos del pasado. Para los que no tenemos papá o mamá un recuerdo para ellos. Siempre estarán en el corazón.


Suscríbete al blog para recibir muchas buenas historias.